Análisis Total War: Warhammer

(Pc, Mac, iOS)

Estás en: JuegosAdn > PC > Análisis > Total War: Warhammer (PC, Mac, iOS)

Total War: Warhammer. La magia se une a la guerra total

'Warhammer' se asocia con 'Total War' para ofrecernos uno de los mejores títulos de la serie que, por lo menos, aporta un aire bastante fresco...

Plataforma analizada: PC
Fabio Fraga
19/05/2016 15:30
Finalmente ha ocurrido, y la verdad es que no era sin tiempo. Nos las hemos visto con guerras entre romanos y los imperios enemigos, batallas europeas en plena época feudal o, incluso, tomar el control de clanes del shogun en el Periodo Sengoku. Todos los episodios y batallas que hemos vivido hasta el momento en la franquicia 'Total War', licencia de The Creative Assembly, tenían una coincidencia: estaban basados en momentos históricos reales y, por lo tanto, la serie trataba de ser lo más realista y fiel a los diversos momentos históricos, unidades militares, estrategias de combate o señores de la guerra.
Total War: Warhammer

Ahora, sin embargo, llega la fantasía y la ficción a la serie por primera vez, y lo hace basando el universo en 'Warhammer Fantasy Battle', el famoso juego de mesa de miniaturas y batallas diseñado por Games Workshop. De esta forma la serie de videojuegos que combina estrategia por turnos y tácticas de batalla en tiempo real se ha renovado y refrescado de buena forma. Es cierto que los últimos episodios pecaban de ser algo continuistas, aunque a los fans no les importaba, pues el público de 'Total War' es bastante específico y busca el mismo estilo de juego año tras año sin demasiados cambios.

Sin embargo, 'Total War: Warhammer' ha resultado ser muy interesante y con cambios bastante peculiares en la serie, pudiendo ser disfrutado tanto por jugadores que aún no han experimentado el mundo de 'Warhammer' y, por supuesto, por todos los fans de este juego de mesa.

Un título más accesible y sencillo

Lo primero que notaréis al disfrutar de 'Total War: Warhammer' los fans de esta franquicia de videojuegos de estrategia, es que se ha suavizado la dificultad del título en cualquier nivel. No nos referimos únicamente al nivel de los enemigos y a su dureza en la batalla y en las estrategias, sino también a todo lo relacionado con la gestión. Este 'Total War' ha perdido parte de su profundidad, principalmente en la gestión (por ejemplo la económica) mejorando y estructurando mejor algunas partes de la jugabilidad.

Por ejemplo, lo primero que notaremos es un tutorial inicial, y unos consejos de ayuda, muchos más guiados y directos. El juego no te atosiga con decenas de detalles profundos, y el tutorial puede ir directamente al grano. Esto facilitará, y mucho, la incursión de nuevos usuarios a la franquicia de  The Creative Assembly, permitiendo que cualquier fan de 'Warhammer' pueda disfrutar del juego sin perderse entre miles de opciones de gestión. Por ello, 'Total War: Warhammer' es, probablemente y desde hace años, el mejor juego para iniciarse en 'Total War'.

Hemos perdido profundidad, pero hemos ganado rapidez

Hemos notado, además, una simplificación de la economía. Ya en el anterior título se había mejorado, pero ahora es sencilla y fácil de comprender. Se acabaron las decenas de opciones o el control específico de cada ciudad, algo que ocupaba mucho tiempo en títulos anteriores y que, incluso, llegaban a imperios a su destrucción. Ahora las opciones se agrupan de forma más lógica en cada región, permitiendo apenas un par de decisiones al respecto. Hemos perdido profundidad, pero hemos ganado rapidez. También hemos notado una mejora en la diplomacia, en el sentido de que es uno de los 'Total War' que más opciones de diplomacia nos deja tomar (no el que más), pero además esta vez sí es importante. Parece que ahora es "más sencillo" pactar con otros imperios, llegar a acuerdos o, incluso, ofrecerles que se unan a tu reinado. Comprar la paz es ahora más sencillo...

La gestión de ciudades es una evolución de la vista en anteriores episodios de la serie, pero nuevamente simplificada y con un esfuerzo en hacerlo todo mucho más visual. Exactamente igual que con los ejércitos, aunque aquí se han añadido mejoras en los héroes y generales que luego comentaremos.

Total War: Warhammer

En cuanto a las tecnologías, tres cuartas partes de lo mismo. Anteriormente teníamos decenas de opciones y en varios ramales que entorpecen mucho el avance correcto del jugador... Y es que las tecnologías son esenciales. Si el anterior ya parecía bastante simplificado, este 'Total War: Warhammer' lo es aún más. Con el Imperio, por ejemplo, construyendo edificios en las ciudades podremos activar diferentes tecnologías: la herrería activa tres tecnologías para investigar, los establos otras tres tecnologías y el puerto otras tres tecnologías, etc.  Los vampiros evolucionan tecnológicamente de forma muy diferente, con cuatro libros mágicos con los que mejorar: tres para las unidades de no-muertos y uno para temas relacionados con la gestión. Sin embargo, sigue siendo significativamente más comprensible y visual.

En general, todos estos cambios hacen de la gestión de 'Total War: Warhammer' la más sencilla de toda la franquicia, el punto que probablemente más podría disgustar a quienes nunca han probado un 'Total War', pero que ahora quieren hacerlo gracias a 'Warhammer'. Lo dicho, en este sentido hemos ganado fluidez y rapidez en el juego, siendo perfecto para iniciarse en la serie.

La fantasía llega a Total War

En donde no hemos notado una relajación de la gestión es en el otro punto esencial de la serie, las batallas en tiempo real. Esto es totalmente lógico, pues 'Warhammer' es un juego estratégico centrado en las batallas, y por tanto sus jugadores se desenvuelven perfectamente en este plano. Por tanto, no sólo no hemos notado una reducción de la profundidad, sino que hemos visto una mejora en la misma y, además, con un renovado aire fresco.

Total War: Warhammer

En muchos títulos anteriores los generales y los héroes tenían muy poca presencia en las batallas, siendo su importancia poca o nula – a excepción de si perdíamos al general, bajando la moral de nuestras tropas. Vemos ahora como los señores y héroes, dentro y fuera de las batallas, han ganado en importancia y "personalización" a la hora de mejorarlos a medida que ganamos batallas y cumplimos objetivos. Desde poder elegir habilidades pasivas y armaduras, hasta conseguir puntos de habilidad e ir desbloqueando habilidades activas de muchos tipos, algunas relacionadas con la magia por primera vez en la serie, incluyendo poderosos ataques de brujos, por ejemplo. Antes matar un héroe y cambiarlo por otro... poco importaba. Ahora sufrirás cada vez que pierdas a uno...

La fantasía de 'Warhammer' estará impregnada en todos los aspectos de 'Total War' relacionados con la estrategia militar

La magia no solo se aplica en las batallas, también en el tablero, en las ciudades. Los llamados vientos de la magia son esenciales para planificar la estrategia en el tablero, pues nos limitan o nos facilitan el uso de magia. La fantasía de 'Warhammer' estará impregnada en todos los aspectos de 'Total War' relacionados con la estrategia militar, algo que nos ha gustado mucho.

Por supuesto, todas estas características o habilidades, así como la evolución y mejora de cada civilización, dependen de cada facción. Todas ellas serán completamente diferentes entre sí, aunque por el momento sólo podemos elegir entre cuatro disponibles: El Imperio, Los Enanos, Los Pieles Verdes y Los Condes Vampiro. Cada facción tendrá sus propias unidades principales, sus propias mecánicas y su propio estilo.

Total War: Warhammer

Por ejemplo, las mecánicas del Imperio nos permite tener tecnologías avanzadas asociadas a los edificios, pero sólo podrán capturar asentamientos de otros humanos y de los Vampiros. Los Pieles Verdes, por ejemplo, sufren de muchas luchas internas y sus unidades se resienten. En cuanto al estilo de juego; los enanos, por ejemplo, tienen resistencia a la magia, pero no tienen caballería. Los pieles verdes tienen unidades baratas de mantener, pero una tecnología muy limitada. Estos son sólo algunos ejemplos, con los que sin duda comprenderéis las diferencias tan importantes de cada facción y, por lo tanto, el estilo de juego con cada una de ellas.

Diferente, pero igual o más divertido

Tras haber jugado a unos cuantos episodios de la serie, es justo decir que este 'Total War: Warhammer' nos ha sorprendido gratamente. No lo tenía fácil, pues era el primer juego de la licencia que cambiaba por completo el registro establecido. Sin embargo, es cierto que ha logrado convencernos y, aunque la versión que hemos jugado aún tenía algunos bugs que seguro se solucionan con futuros parches, es uno de los títulos que más nos han divertido de la serie en los últimos años.

Os mantendrá enganchados desde el primer minuto

La inclusión de la magia nos abre un mundo completamente nuevo en las posibilidades de batalla, así como en las unidades especiales, ataques o, simplemente, las mejoras de los héroes y señores al más puro estilo de un RPG. Además, la gestión económica y social de las ciudades y de la facción en general, se ha relajado en unos aspectos y mejorado su entendimiento en otros. El esfuerzo por guiar al jugador y que no se pierda en las explicaciones ha sido grande. 

Total War: Warhammer

Gráficamente no ha mejorado mucho con respecto al anterior título, y quizás se queda un poco corto en cuanto a facciones y modos de juego... pero lo mejor de 'Total War: Warhammer' ha sido justo lo más importante, se trata de un título tremendamente divertido para los fans de 'Total War'. Os mantendrá enganchados desde el primer minuto.

8.5

Lo mejor

Simplificada la gestión en algunos parámetros

Facciones muy diferentes entre sí, cambiado el estilo de juego de forma importante

La inclusión de la magia y el aumento de la importancia de los señores y héroes

Lo peor

Quizás se nos antojan pocas facciones, ‘Warhammer’ tiene mucho de donde sacar

Aunque el título es bastante fluido y ha mantenido los tiempos de carga, gráficamente ha mejorado poco. La licencia nunca ha destacado en este aspecto…

¿Cómo analizamos?
3 comentarios
¿Quieres ver toda la actividad de la comunidad?Visita nuestra Red Social
Mensajes recientes
PhobosTG
PhobosTG 19/05/16 23:23:16
11
Este juego seria un Must Have para mi como fan de Warhammer fantasy... peeeero... no me hace ni P. gracia que solo haya 4 facciones + 1 por dlc... cuando prácticamente son cerca de 17... eso me dice que, o bien van a sacar varios DLCs y que el juego completo se ira a la friolera de 150/200 € o bien que van a sacar mas "Total war:Warhamer 2, 3, ect" y que nunca tendré a todos los ejércitos en el mismo juego... lo cual es aun peor que el tema de los DLCs...

NO. a mi no me la cuelan... este juego es carne de ofertas de steam y la versión GOTY.
1 1
Sin avatar
lhardy 19/05/16 21:50:15
00
A mi me gustan estos juegos, pero no me gusta que metan tantos DLCs de pago; estoy hasta los ******* de los DLCs. Ya podían volver a hacer los juegos como antes, desbloquear facciones, o en este caso ejércitos, a medida que consigues unos logros en tus partidas; como era pasarse la campaña con una facción, en el rome total war 1.
0 0
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.