Análisis F1 2018

(Pc, PS4, One)

Estás en: JuegosAdn > PC > Análisis > F1 2018 (PC, PS4, Xbox One)

F1 2018: En la piel del piloto

Un año más regresa la máxima categoría del automovilismo a nuestras consolas con F1 2018. Un mejorado sistema de simulación, un modo trayectoria más profundo y algunas novedades más son los principales avales de la última entrega que contará con Fernando Alonso como piloto.

Plataforma analizada: PS4
Daniel Funes
17/08/2018 11:30
La temporada 2018 de Fórmula 1 está que arde. La igualdad entre Ferrari y Mercedes mantienen el campeonato vivo con la encarnizada lucha entre Sebastian Vettel y Lewis Hamilton por conseguir su quinto título. En F1 2018 podemos vivir esa competición convirtiéndonos en un aspirante más al título de Campeón del Mundo. Análisis F1 2018
Imagen asociada al video 39228

F1 2018: El Gran Circo vuelve

Todos los aficionados a la Fórmula 1 estamos de enhorabuena. Tras años de dominio aplastante, primeramente con Red Bull y después con Mercedes AMG, este año con la llegada de la era turbo híbrida estamos viviendo una igualdad en pista que no veíamos desde la temporada 2010 y cada carrera nos brinda una lucha más en la guerra que mantienen Hamilton y Vettel por alzarse cada uno con la quinta corona.

Mientras, los españoles lloramos el recientemente anunciado adiós de Fernando Alonso en la máxima categoría del automovilismo. Nuestras esperanzas residen ahora en Carlos Sainz, quién se ha quedado sin asiento en Renault y todavía no tiene claro su futuro en el momento en que se escriben estas líneas. 

En cualquier caso, los fans de la F1 tenemos una nueva cita con la entrega anual de Codemasters y es el momento de averiguar si las novedades introducidas son motivo suficiente como para hacerse con la nueva entrega. A modo de resumen podríamos decir que las mejoras son escasas, pero necesarias. F1 2018 arranca motores.

F1 2018 Headline Edition, PlayStation 4
Míralo en Amazon En stock. Envío gratis.
F1 2018 Headline Edition, PlayStation 4

59.99€69.99€

Ahorras: 10 (14.29%)

amazon.es

En la piel del piloto

Para F1 2018, el estudio inglés Codemasters ha reforzado el modo Trayectoria, santo y seña de la franquicia. Las entrevistas vuelven a jugar un papel fundamental en nuestra carrera cómo piloto ya que de acuerdo a nuestra actuación en pista se nos harán una serie de preguntas y nuestras respuestas tendrán gran influencia en ellas. La más clara de ellas es el interés -o no- de las demás escuderías en nosotros. Algunas prefieren la deportividad mientras que otras buscan a pilotos espectáculo, por lo que si ponemos la vista en una marca concreta deberemos procurar adecuarnos a sus necesidades.

F1 2018 ingame

El Halo resta bastante visibilidad

Otro punto en el que juega un papel crucial las entrevistas a pie de vistas es el desarrollo del monoplaza. Tal y como se implementó en entregas pasadas, ahora en el modo Trayectoria disponemos de un árbol de I+D -distinto para cada equipo- en el que elegir en que piezas y áreas de mejora del monoplaza queremos invertir nuestros recursos. No sólo eso, sino que también deberemos invertir en mejorar el propio departamento para lograr un tiempo de trabajo reducido o una mayor durabilidad de los componentes. Como decía anteriormente, nuestras respuestas a la prensa son importantes ya que ellas determinarán el estado de ánimo de nuestro equipo y les dará más presión o más confianza a los ingenieros a la hora de trabajar.

Las escasas novedades no justifican su compra si ya disponemos de la pasada entrega

Para conseguir recursos deberemos completar los distintos programas de pruebas en los entrenamientos libres de cada gran premio. Programas de reconocimiento del trazado, gestión de neumáticos, ahorro de combustible, gestión del ERS, estrategia de carrera o ritmo de clasificación. En cada GP se nos plantearán una serie de objetivos y cuánto mayor sea nuestro rendimiento en el test mayores puntos de recurso conseguiremos para seguir mejorando el monoplaza. Una mejora que, por cierto, se mantiene de una temporada a otra incentivando así la fidelidad a una misma escudería. Incluso se puede conseguir que el McLaren sea el mejor coche de la parrilla.

La vida del piloto de F1 no es un camino de rosas y no siempre nos sonreirá la suerte. Las investigaciones en la fábrica pueden salir mal y esa nueva pieza que llevamos 3 carreras esperando puede no llegar a tiempo, obligándonos a desembolsar más recursos si queremos completar esa investigación. Lo mismo ocurre con las averías mecánicas, aunque nuestra conducción sea suave y correcta las diferentes piezas del motor pueden fallar en cualquier momento, obligándonos a cambiar ciertos componentes con la correspondiente penalización en la parrilla de salida. Lo mismo ocurre con la distribución que hagamos de los motores y las cajas de cambio a lo largo de la temporada ya que un exceso de kilometraje supondrá un riesgo de abandono en carrera o la imposición de montar motor nuevo y penalizar.

F1 2018 Headline Edition, XBOX One
Míralo en Amazon En stock. Envío gratis.
F1 2018 Headline Edition, XBOX One

64.9€69.99€

Ahorras: 5.09 (7.27%)

amazon.es
F1 2018

La selección de coches clásicos se ha hecho desde el corazón

Entre carrera y carrera seremos invitados a distintos eventos especiales en los que podremos pilotar algunos de los coches clásicos incluidos en F1 2018. El Red Bull RB6 de 2010 de Vettel, el McLaren MP4-23 de 2008 con el que Hamilton ganó su primer mundial, el Renault R26 de 2006 con el que Alonso se convirtió en bicampeón, el Ferrari 312 de 1976 con el que Niki Lauda sufrió su aparatoso accidente… Son nada menos que 18 de los coches clásicos más exitosos de los últimos 30 años, llegando a la veintena si se reserva el juego o se adquiere la Headline Edition que incluye en DLC de pago el Brawn BGP-001 de 2009 y el Williams FW25 de 2003.

Pocas novedades bajo el capó

F1 2017 llegó repleto de novedades que lo acercaron, más que nunca, a la perfección en lo que a simulación se refiere. F1 2018 por su parte es una versión ligeramente mejorada del anterior y pocas son las novedades que justifiquen su compra si ya disponemos de la pasada edición. En cuanto a modos de juego encontramos exactamente los mismos que el año pasado. Éstos son el modo Campeonato con el que disfrutar la competición desde la piel del piloto que elijamos, el modo Gran Premio en el que podremos elegir el circuito en el que queremos querer y personalizarlo a nuestro antojo (con o sin FP, con lluvia, en seco etc.), el modo Evento que se actualizará semanalmente para que todos los jugadores del mundo participen en una misma prueba y compitan entre sí, el modo Contrarreloj para batir nuestras mejores marcas y el modo Online que apenas hemos podido probar al no encontrarse todavía el juego en el mercado.

Imagen asociada al video 39228

A nivel jugable las mejoras llegan por un mayor esfuerzo en conseguir la mejor simulación posible a los mandos de un F1, haciendo especial hincapié en la respuesta del monoplaza, la cual se ha actualizado a los 1000Hz a la vez que se ha creado una nueva mecánica para simular la deformación sufrida por la carcasa del neumático en aras del realismo. Desgraciadamente en este paso se han quedado a medio camino, ya que si bien el desgaste e impacto de los neumáticos ahora es mucho más realista, siguen sin mostrarse los efectos producidos por el graining (irregularidades en el neumático consecuencia de la diferencia de temperatura de éste con el asfalto) o el tan temido blistering que consiste en que la temperatura interior del neumático aumenta demasiado -debido a la presión en la aceleración- que deforma la banda de rodadura del neumático dejándola rugosa e irregular.

El apartado gráfico es el principal talón de Aquiles del título

A nivel técnico es quizá dónde encontramos menos diferencias respecto al año anterior. F1 2018 luce exactamente igual que su predecesor, algo que empieza a ser llamativo teniendo en cuenta que el talón de Aquiles de la franquicia es su apartado gráfico. Los monoplazas lucen un buen modelado y el sistema de iluminación cumple, pero el principal problema radica en la representación de los circuitos. Vacíos, muertos, con muy baja carga poligonal y una distancia de dibujado peligrosamente corta. Podemos decir sin lugar a dudas que de los títulos de conducción modernos, F1 2018 es el que peor acabado gráfico presenta, y eso es algo que no puede permitirse un estudio de la calidad de Codemasters. El motor EGO necesita refinarse para explotar el potencial de la generación actual y ofrecer una faceta técnica a la altura de la Fórmula 1.

F1 2018 ingame 2

Las repeticiones lucen espectaculares

Conclusión

F1 2018 no es perfecto, pero es lo que más se le acerca. Su representación del circo de la F1 es fiel y se nota el empeño del estudio en ofrecer una simulación más realista sin renunciar por ello a la diversión. La profundidad alcanzada por el modo Trayectoria es de agradecer y todo aficionado del automovilismo encontrará en ella un patio de recreo en el que dejarse llevar cambiando y mejorando las piezas de la unidad de potencia.

Lamentablemente el título llega muy escaso de novedades respecto a la entrega anterior y los únicos motivos por los que renovar es la posibilidad de gestionar manualmente la energía del ERS, las entrevistas y un sistema de simulación ligeramente mejorado. La saga de F1 de Codemasters pide a gritos un sistema de actualizaciones anuales en lugar de lanzar nuevas entregas y es un ejemplo paradigmático de cómo los juegos de deportes deberían cambiarse al modelo de suscripción.

8.5

Lo mejor

El modo Trayectoria es más profundo que nunca

Una veintena de coches clásicos disponibles

Es el mejor simulador disponible en consolas

Lo peor

Sus novedades no justifican volver a pasar por caja

El apartado técnico se ha quedado obsoleto

Repetir los programas de pruebas se hace tedioso y repetitivo

¿Cómo analizamos?
2 comentarios
¿Quieres ver toda la actividad de la comunidad?Visita nuestra Red Social
Mensajes recientes
mei
mei 19/08/18 00:21:30
01
Cada año sigo de cerca la salida del juego de f1, pero este año en particular me he fijado mucho en la simulación del halo de los coches.

Hay un problema que te obliga a virar el coche para poder ver el punto central detrás del halo, que podría solucionarse por VR permitiendo al jugador mover la cabeza y pudiendo modificar el punto de visión central y no "obligar" al jugador a girar el volante del coche en caso de no saber si vas por la trazada correcta. Lo mejor es que veáis un video onboard de f1 con el halo y entenderéis lo que digo de la cabeza del piloto.

Por lo demás, mismo motor gráfico, funciones añadidas sobre las ya existentes y aparte de los coches, los demás modelos no están a la altura de la generación actual.

Por último me gustaría preguntar al que ha analizado o los que habéis analizado el juego ¿cómo podéis poner como punto negativo el repetir las pruebas cuando el juego es un simulador y eso forma parte de la tarea del piloto? Luego, ¿si no hay novedades en el apartado técnico ni novedades sustanciales para comprar la versión de este año, cómo le dáis un 8,5?

Personalmente este juego no puede ser más de un 6,5 por que la mayor parte del contenido es practicamente el mismo del año pasado.

Saludos!
0 1
Utilizamos cookies para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede obtener más información pulsando 'aquí'.