Análisis Battlefield Hardline

(Ps3, 360, Pc, PS4, One)

Estás en: JuegosAdn > PS3 > Análisis > Battlefield Hardline (PS3, Xbox 360, PC, PS4, Xbox One)

Esencia criminal

Visceral Games aparca el traje espacial de Isaac Clarke para sumergirse de lleno en la lucha entre criminales y fuerzas de la ley. Y sí, con el nombre Battlefield de por medio

Plataforma analizada: PC
Fran Pineda
18/03/2015 20:00
Mientras que EA DICE le dan al coco de cara a 'Battlefield 5', los creadores de 'Dead Space' nos presentan un título que más allá de la nueva ambientación alejada del conflicto militar, viene cargado de novedades en lo jugable. Desde nuevos modos pero en especial ciertos cambios a nivel de control, armas o una propuesta más ágil y frenética redefinen una franquicia que estaba anclada en el jugador táctico

El singleplayer, ahora sí, un complemento como mandan los canones

‘Call of Duty’ o ‘Battlefield’ son posiblemente los mejores ejemplos a la hora de hablar de experiencias multijugador. Ambas franquicias insisten en incluir modalidades para un único jugador que no están a la altura de lo esperado. Antes de meternos en faena, cabe recalcar que la base de este tipo de títulos reside como pilar base en su online, siendo la vertiente singleplayer un mero añadido que en muchos casos llega en forma de tutorial. Por desgracia, tanto las marcas de EA o Activision han descuidado en gran medida lo que supone un complemento para aquellos usuarios que quieren alejarse de la tónica multijugador para adentrarse en una historia lo suficientemente atractiva con pequeños giros de guión que los mantengan enganchados; predominando zonas scriptadas a más no poder o tediosos tutoriales que suelen molestar antes que servir de ayuda.

Visceral Games no mentía cuando desde el estudio responsable de obras como ‘Dead Space’ aseguraban que se estaban tomando muy enserio el arco argumental y todo lo que encierra tras de sí el modo campaña. Con una duración que puede llegar a alcanzar hasta las 8 horas, el jugador que quiera aventurarse en solitario en la trama protagonizada por Nick Mendoza encontrará, esta vez sí, motivos por los cuales terminar dicha modalidad. Un buen ritmo narrativo, personajes interesantes y una jugabilidad que no veremos en el multijugador son algunas de las bazas que presenta el producto, que aunque no está exento de pequeños errores, sobresalen los puntos positivos sobre los negativos.

Battlefield Hardline

Interpretamos a Nick Mendoza, policía cubano asignado al departamento de la brigada anticrimen. Junto a su nueva compañera de aventuras, Khai, ambos tratarán de limpiar las calles de Miami de todo tipo de delincuentes. Lo que puede parecer un día más en el cuerpo de policía pronto dará un giro de 180º. Episodio a episodio seremos testigos de la presentación de nuevos personajes que aportarán al argumento un mayor empaque más allá de una historia de policías contra criminales. Es innegable que en el estudio han tomado referencias como ‘Jungla de Cristal’ o el atraco al banco en ‘El Caballero Oscuro’, pero en el terreno de las series, obras del tipo ‘Blue Bloods’ o ‘CSI’ – entre otras muchas – están igual de presentes. ‘Battlefield Hardline’ cuenta con un más que decente ritmo narrativo que no solo queda demostrado por los tiroteos, sino por las numerosas cinemáticas que acompañan a las situaciones. Urge decir, que los fans de las series policiales se sentirán como en casa con el arco argumental, tanto personajes, localizaciones o diálogos cuentan con una fuerte inspiración que harán las delicias de los amantes al género.

En lo jugable, la campaña aporta suculentas novedades que amplían la experiencia singleplayer. Abrirnos paso a tiro limpio seguirá siendo una opción presente, pero ahora es un camino a escoger, no una obligación. ‘Battlefield Hardline’ nos permite sentirnos como auténticos policías que luchan contra el crimen gracias a factores como sacar la placa para mantener bajo cuerda a la peor calaña de Miami, así como arrestarlos. Por su puesto, este factor habrá que trabajarlo. De poco servirá mostrarles la placa y apuntarles constantemente con el arma, de ser así el delincuente podría optar por huir o bien cosernos a balazos. A la hora de ponernos en la piel de un policía en lo que respecta a nuestra actuación con el resto de criminales, también tenemos ciertas características que nos mantendrán entretenidos durante los más de diez capítulos del juego. Antes de cada misión recibiremos un completo compendio de archivos con algunos de los delincuentes más buscados de la zona, así como pruebas que podrían ser de utilidad. Detenerlos y recuperar los datos nos aportará un mayor rango de experiencia, la cual no recibiremos si entramos cual elefante en una cacharrería. Emplear el sigilo, el escáner y detener al mayor número de criminales posibles por nivel repercutirá en un más que notable aumento de puntos con los que desbloquear armas, a las cuales podremos acceder desde los correspondientes cajones de personalización repartidos por el nivel.

Battlefield Hardline

‘Battlefield Hardline’ encuentra por fin el que bien podría ser el camino a seguir en capítulos posteriores de la franquicia – ya sea o no numerada – para el modo singleplayer. Alejarse de la propuesta de convertir a la campaña en un tutorial de cinco horas y demostrar que se pueden crear historias, que aunque están en otra liga con respecto a lo que vemos en títulos puramente enfocados a la vertiente individual, son un complemento perfecto. Situaciones de lo más variado, niveles con la suficiente libertad para movernos a nuestro antojo ya sea optando por el sigilo o la acción más directa, las tareas a cumplir por cada nivel o una historia que se alza mucho más entretenida y mejor llevada que lo visto con anterioridad en la saga; nos parecen motivos más que de sobra para ahora sí darle una oportunidad. Por desgracia, el único punto negativo que podríamos señalar es la irregular IA, que aunque no da lugar a situaciones en las que la jugabilidad se ve afectada, en algunos momentos se crean momentos surrealistas.

Se redefine la experiencia online

Llegamos al apartado  “polémico” de ‘Battlefield Hardline’, donde más tenían que demostrar los chicos de Visceral Games y que sin lugar a dudas definirán el producto. ‘Battlefield’ es una franquicia que siempre se ha caracterizado por el realismo de sus combates con respecto a otros títulos de la competencia. El control del personaje o el realismo de las armas son algunos de los factores que han caracterizado a la marca de EA, haciéndola la favorita de aquellos usuarios que quieran una propuesta táctica, más alejada del formato arcade.

Battlefield Hardline

Dicho lo cual, ¿Qué encontramos en ‘Battlefield Hardline’? Primando un conflicto entre criminales y las fuerzas de la ley, dejando por ende de lado los enfrentamientos militares; la obra de Visceral Games es apta tanto para los usuarios que quisieran un juego pausado y en el que prime la estrategia, pero también los más fieles seguidores de los shooters arcade tendrán su sitio en el título. Sus siete modos de juego se adaptan a todo tipo de usuarios, no obstante hay algunas diferencias con respecto a la franquicia numerada de EA DICE, en especial con el manejo de las armas y el tamaño de los mapas.

Las siete modalidades de ‘Battlefield Hardline’ ofrecen propuestas suficientemente variadas para saber moldearse a las necesidades de los jugadores. Por un lado encontramos los clásicos ‘Deathmatch’ y ‘Conquista’. Ambos mantienen intactas las peculiaridades de lo que conocíamos hasta la fecha, pero la resolución de los combates se ven afectados por los escenarios y su disposición. En TCT nos vemos inmersos en escenarios relativamente cerrados, con varios niveles y que siempre dar lugar a tiroteos en pasillos y habitaciones al más puro estilo ratonera. Conquista por su parte, disponible en dos tipos según el tamaño del mapa, se hace mucho más accesible que en la marca numerada. ¿La clave? Unos vehículos que han visto aumentada su velocidad, pero en especial la localización de los puntos a alcanzar  y por la redimensión del mapeado, ahora más pequeño.

Battlefield Hardline

Las nuevos modos, Atraco, Dinero Sangriento, Puente, Rescate y Punto de mira; fomentan tanto la cooperación como el juego individual, adaptándose a la perfección en la ambientación de criminales y fuerzas de la ley. Atraco y Dinero Sangriento siguen una línea similar. En el primero de ellos, los ladrones deberán de hacerse con el botín y llevarlo al lugar indicado en el mapa, por supuesto para ello tendremos que recurrir primero a asaltar la cámara de turno y emplear las diferentes vías de escape de forma posterior. Mientras tanto, los policías tendrán que volcarse de lleno contra los delincuentes y evitar así que se lleven lo robado. Dinero Sangriento mantiene un estilo casi idéntico, a diferencia que los policías también pueden conseguir dinero. El objetivo no es otro que hacerse con la mayor cantidad de botín posible, pudiendo asaltar las bases enemigas y por ende reducir la cantidad de dinero recopilado. Sin lugar a dudas, dentro de la sección más directa y arcade de ‘Hardline’, este es el modo más adictivo y divertido del producto, sobresaliendo ante las otras propuestas gracias al frenesí que destila.

No obstante, el resto de modalidades también aportan variedad. Puente por ejemplo sería equiparable al modo Conquista, con la diferencia que los puntos a conquistar son vehículos y los cuales deberemos de conducir a toda velocidad para sumar la mayor cantidad de experiencia. Aunque en solitario puede resultar entretenido, os recomendamos encarecidamente jugar a Puente con amigos, risas garantizadas. En la faceta más táctica de ‘Hardline’ tenemos Rescate y Punto de Mira. En ellos, morir nos penalizará de tal manera que no podremos jugar hasta la próxima ronda, por lo que tendremos que asegurar cada esquina y por supuesto conocer las limitaciones del arma. En Rescate los policías deberán llegar hasta el rehén antes de que se agote el tiempo, mientras que los criminales evitar la liberación del capturado. Por otro lado, Punto de mira nos ha parecido muy divertido de cara a la exigencia que requiere en cooperación, siendo casi en muchos de los casos la comunicación entre los miembros del grupo. Un jugador hará de VIP, quién estará protegido por las fuerzas de la ley; por supuesto ya os podéis imaginar la tarea a cumplir por los delincuentes, ¿Verdad?

Anterior
12
Siguiente1 de 2 páginas
8.4

Lo mejor

Más ágil, frenético y con cambios sutiles en lo jugable que mejoran la experiencia Battlefield

Los jugadores tácticos y arcade tienen su sitio por igual

La campaña cumple con lo prometido, un complemento entretenido y diferente

Los modos de juego, muy acertados y adictivos

Lo peor

La IA de la campaña, errática que dan lugar a situaciones inverosímiles

La física surrealista de los vehículos

Frostbite 3 está lejos de su fuerza técnica habitual

¿Cómo analizamos?
0 comentarios
¿Quieres ver toda la actividad de la comunidad?Visita nuestra Red Social
Mensajes recientes

No hay ningún comentario en este muro social

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.